Provincia y municipio propusieron un boleto a 6 pesos y cuestionaron ausencia empresarial

La primera audiencia pública convocada en conjunto por los gobiernos provincial y municipal se realizó este martes, durante cerca de cuatro horas, para evaluar el valor del boleto del transporte público pasajeros urbano e interurbano del Área Metropolitana. Allí, los grandes ausentes fueron los empresarios representados por la Cámara de Empresas del Transporte Automotor del Chaco (Cetach), descontentos porque el estudio de costos elaborado por ellos no fue tenido en cuenta. Los usuarios, que no fueron más de 50, solicitaron que la audiencia sea desestimada y reclamaron llamar a licitación porque las concesiones de las líneas están vencidas.

 

El martes, a partir de las 8 de la mañana y hasta cerca del mediodía, en el Salón Obligado de la Casa de Gobierno se desarrolló la audiencia pública en la cual los gobiernos provincial y municipal presentaron los costos que derivarán en un nuevo aumento de la tarifa de transporte urbano e interurbano de pasajeros. Según el estudio, el costo final del boleto debería ser de 6,031 pesos, lo que supone un incremento de 1,5 pesos respecto de la actual tarifa de 4,50 pesos.

Ese valor dista mucho de la propuesta de los empresarios, que determinaron un “valor original” del boleto en 9,43 pesos, aunque aclararon que “achicando” el margen de ganancia y con buena predisposición del sector, podría arribarse a un precio consensuado de 7 o 7,50 pesos.

Al frente de la audiencia estuvieron, en representación de la provincia, el subsecretario de Transporte Roberto Medina y, por la Municipalidad de Resistencia, el secretario de Gobierno Fabricio Bolatti y el subsecretario de Transporte, Mariano Brahim. Asistieron, además de los usuarios, concejales municipales de Resistencia y algunos diputados provinciales.

Al momento de intervenir, el subsecretario Medina ratificó la legitimidad de la audiencia pública y recordó que no es vinculante, aunque supone “una falta de consideración” el faltazo de los empresarios. Al respecto, cuestionó a la cámara que los agrupa porque difundieron a través de los medios locales su estudio de costos y un nuevo valor de 9 pesos para el boleto, pero no asistieron a la audiencia para defender los argumentos de esa propuesta.

En la misma sintonía, el secretario municipal Bolatti lamentó la ausencia de los empresarios y garantizó que bregarán por los intereses de los usuarios del transporte público. Así, consideró que no resulta lógico que el sector empresarial pretenda un valor tan elevado del boleto cuando el servicio que prestan no se condice con el mismo.

El pedido de los usuarios

Omar Machado, del Foro en Defensa de los Usuarios del Transporte Público, solicitó que se diera por “caída” la audiencia pública convocada por los gobiernos provincial y municipal para analizar un nuevo valor del boleto. “La convocatoria debería haber sido por la licitación del transporte público de pasajeros, porque las dos concesiones están vencidas. Reclamamos que se haga una nueva audiencia pública”, dijo el referente de los usuarios.

Acerca del pedido presentado para dar por inválida la audiencia, explicó que las autoridades “tienen de 10 a 15 días para resolver” y expedirse. En tanto, lamentó que asistieran  “muy pocos usuarios”, no más de 50.

“Agradecemos la presencia de los concejales y de tres diputados provinciales. Es muy importante porque significa que se están preocupando por la problemática del transporte público y de los usuarios que votamos para que ellos sean nuestros representantes. Ellos mismos cuando expusieron dijeron que lo importante sería llamar a una licitación por las concesiones de las líneas”, comentó Machado.

Luego, aseguró que “el aumento (del boleto) no corresponde porque el servicio está acéfalo. Los concesionarios no tienen prórroga ni permiso precario para funcionar. Es decir, son truchos”. “Entonces, antes de aumentar hay que regularizar el transporte público de pasajeros. Con eso se podría concretar la ampliación de los recorridos a los barrios, tener mejores coches, con aire acondicionado, con rampas para discapacitados, y recién después podemos discutir el costo del boleto”, concluyó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *